Arde Lucus. La ciudad de Lugo viste la toga

Sin votos (todavía)

Legionarios desfilando en Arde Lucus

Arde Lucus se ha convertido en los últimos tiempos en uno de los principales festivales de recreación del pasado romano de toda Europa. Una iniciativa que comenzó hace quince años y que ha ido creciendo gracias a la pasión que todos los ciudadanos de Lugo y no pocos foráneos ponen en la preparación y desarrollo de cada edición. Durante unos días, Lugo da marcha atrás al reloj de la Historia y regresa a su pasado romano, un pasado que les dejó un rico legado en forma de patrimonio y que forma parte de la esencia de esta ciudad gallega. Tras ser declarado Arde Lucus de interés turístico nacional, el ayuntamiento de la localidad espera batir todos los récords de asistencia de visitantes, que se cifraron en la pasado edición en algo más de seiscientas mil personas llegadas desde todos los puntos de la geografía española. Una afluencia de turistas que, como no podía ser de otra manera, supone unos enormes beneficios para la economía local. No es de extrañar que comerciantes y hosteleros se hayan volcado con Arde Lucus como uno uno de los eventos más importantes del año en Lugo.

¿Qué podremos encontrar en Arde Lucus? Ante todo una ambientación recreada al detalle para que el visitantes sienta que se ha transportado a la Lugo romana. Numerosas asociaciones de recreación histórica participan en el desarrollo del evento, poniendo todo su conocimiento y sus trajes y accesorios de época a la vista de los turistas. También los visitantes pueden caracterizarse de romanos o de castreños si así lo desean, pidiendo ayuda a algunos de los centros profesionales que le asesorarán y pondrán a su disposición una amplia gama de trajes entre los que elegir.

Basta echar un vistazo al programa de Arde Lucus para darse cuenta de que resulta imposible humanamente no perderse ningún evento de los que tendrán lugar durante el festival. La oferta de activiades es tan grande que el turista tendrá por fuerza que elegir entre unos y otros. Todas las actividades tienen lugar en diversos puntos de la ciudad. El macellum, el mercado romano, es una de las localizaciones más importantes, y puede convertirse en un buen punto de partida para cualquier expedición a Arde Lucus. Tras el mercado pueden visitarse el campamento de los legionarios de Lucus Augusti, donde se ha recreado la vida militar en estos enclaves, y el circo romano, uno de los atractivos que más éxito tiene en cada edición de Arde Lucus. El circo es, de hecho, el único recinto que requiere del pago de una entrada, que puede adquirirse en la web de Arde Lucus.

Arde Lucus ofrece incluso la posibilidad de que las parejas contraigan matrimonio siguiendo el más puro ritual romano, de forma que su amor quede sellado ante los dioses y ante las leyes del Imperio.

Si quieres consultar el programa completo de Arde Lucus puedes visitar su página web.

Comentarios