Ben-Hur se estrella contra la taquilla

Sin votos (todavía)

Cartel de la nueva versión de "Ben-Hur"

Los rumores ya indicaban que algo así podía pasar. Los posibles espectadores de este tipo de cine hablaban de la absoluta ausencia de necesidad de volver a rodar una película genial como es "Ben-Hur". Los medios informaban de los disparatados gastos de una producción que, para ser rentable, tendría que convertirse en un éxito absoluto de taquilla. Y, a pesar de los esfuerzos del director, de los actores y de los productores durante las semanas anteriores al estreno, ocurrió lo que todos sospechaban: la nueva "Ben-Hur" ha sido un fracaso estrepitoso en las taquillas de todo el mundo.

Sin contar unos gastos de promoción que sin duda han sido considerables, "Ben-Hur" ha costado la nada desdeñable cifra de 100 millones de dólares. Una cantidad que no nos sorprenden si tenemos en cuenta los gastos que conlleva una producción de este tipo en vestuarios, efectos especiales, miles de extras, rodajes en exteriores y un largo etcétera. A pesar de este desembolso, hasta el momento la película sólo ha recaudado en taquilla 54 millones de dólares, y los pronósticos más optimistas hablan de un techo de 75 millones una vez se haya estrenado a nivel mundial. La cantidad de pérdidas para sus productoras, los estudios Paramount y MGM, puede suponerse fácilmente. Algunos medios hablan ya del mayor desastre de la industria cinematográfica de todo el año 2016.

¿Era necesario hacer un remake de "Ben-Hur"? Con tantas y tan apasionantes historias que quedan por contar o por adaptar a la gran pantalla, la respuesta es un sonoro y rotundo no. Sin embargo, las grandes productoras de Hollywood continúan empeñadas en reciclar materiales clásicos para, haciendo uso de las nuevas tecnologías, adaptarlos al siglo XXI. Una estrategia que, si bien puede haber funcionado en algunos géneros, está claro que no lo ha hecho con el cine peplum clásico. Esta versión de "Ben-Hur" pasará sin pena ni gloria, y no conseguirá borrar de nuestra retina la asociación eterna entre este personaje y el rostro de Charlton Heston.

Fuente: Cinemanía

Comentarios