"La muerte de los héroes" de Carlos García Gual.

Sin votos (todavía)

Héroes, siempre pensamos en ellos como individuos con superpoderes, invencibles y capaces de acabar con cualquier monstruo. Pero pocas veces pensamos en sus últimas horas de vida, en su lecho de muerte, en definitiva, nunca recordamos su parte humana. Y como a cualquier humano, tarde o temprano les llega la muerte y, en ocasiones, esa muerte es absurda, totalmente desacorde a su vida de héroe.

Las muertes más extrañas y extravagantes de 25 héroes griegos es el tema del nuevo libro de Carlos García Gual. En él repasa los irónicos finales de los protagonistas de los mitos más famosos, de los caudillos griegos del ciclo homérico y de las mujeres trágicas Antígona, Clitemnestra y Casandra.

Carlos García Gual compaginó durante muchos años su trabajo como catedrático de la Universidad Complutense de Madrid con su labor de traductor, escritor y mitógrafo. Ahora nos sorprende con un nuevo y sencillo trabajo (no más de 200 páginas) sobre un tema que pocas veces se ha tratado. Estos héroes son viejos amigos en sus últimos momentos, cuando cae el telón. El escritor nos cuenta que "en los mitos y leyendas a menudo la muerte queda aparte y no se cuenta, solo salen las hazañas. Yo he espigado textos y autores, acá y allá, en busca de datos literarios sobre esas muertes de héroes, muchas veces poco conocidas. En algún caso, la muerte se cuenta en fuentes primeras, como la de Edipo en Edipo en Colono. En otros he usado fuentes muy secundarias o tardías." García Cual hace hincapié en la fragilidad del héroe "al final se rompe y cae", se dan pocas muertes acordes a la fama del personaje. Destaca la del famoso Heracles que murió víctima de los celos, se lanzó a una pira para librarse de la terrible quemazón que le producía la túnica regalada por su mujer. Por otro lado, el deceso que más le apena es el de Héctor al que defiende por ser el héroe preferido por Homero, el único que no lucha por la gloria, sino por los suyos. El libro lo publica la editorial Turner y ya está disponible en las tiendas.

Repasamos algunos de los extravagantes finales de los héroes míticos:

Ulises: Aunque no se cuenta en la Odisea, su final es a manos de su hijo. Pero no del bueno de Telémaco, sino del hijo que tuvo con la maga Circe.

Ayax Telamón: Se ve obligado al suicidio tirándose sobre su propia espada para escapar de la vergüenza de haber matado, debido a un momento de enajenación, a un rebaño de ovejas tras confundirlo con un grupo de troyanos.

Teseo: según algunas versiones, se tropezó en lo alto de un acantilado y se despeñó.

Aquiles: asaetado por una flecha que le dio en el talón. La madre de Aquiles quiso convertirlo en inmortal. Para ello lo bañó cuando era un bebé en la laguna Estigia con tan mala suerte que no lo sumergió del todo y dejó fuera del agua el talón por donde lo sujetaba.

Jasón: muere al caerle encima el mástil del viejo Argo, la nave con la que había vivido tantas aventuras.

Fuente: El País
Imagen de cuerpo: Blog "antes del logos"

Comentarios