La villa de Adriano resurge gracias a la arqueo-informática

Promedio: 5 (2 votos)
Rodrigo Puerta | Noticia | 29/11/2013 - 15:56Comenta

Recreación de cómo sería la llamada Piazza D'Oro de la villa de Adriano. IU
Bernie Frischer, el primer arqueo-informático de la Universidad de Indiana, ha presentado en Washington su proyecto para devolver a la vida una de las villas imperiales más conocidas y mejor conservadas del Imperio Romano, la del emperador Adriano.

Frischer, un arqueólogo digital y uno de los primeros académicos de utilizar modelos 3D para reconstruir lugares de patrimonio cultural, ha pasado cinco años modelando virtualmente los terrenos donde el emperador romano tenía su morada, en lo que hoy corresponde al término de Tívoli, en Italia. La simulación virtual interpreta la totalidad de las 100 hectáreas y los más de 30 edificios construidos en el siglo II.

Para apuntalar este proyecto, se ha creado también una página web que documenta el estado del sitio a día de hoy, además de aportar los antecedentes académicos necesarios para comprender la simulación virtual.

Frischer obtuvo la información combinando estudios académicos sobre cómo se utilizó la villa con una plataforma virtual llamada Unity 3D que es empleada para la creación de videojuegos. Gracias a la colaboración del Laboratorio de Patrimonio Mundial Virtual, que forma parte de la Facultad de Informática y Computación de la Universidad de Indiana, y el Instituto de Artes Digitales Intermedia Artes de la Universidad de Ball State, se podrá ofrecer a los visitantes al sitio la oportunidad de interactuar asumiendo el papel de avatares históricos exactos, por ejemplo, miembros de la Corte Imperial, senadores romanos, soldados o esclavos.

"El sitio web hace posible el estudio del estado de las ruinas hoy, incluyendo muchos sitios en parcelas privadas o en partes del parque arqueológico cerradas al público", dijo Frischer. "La simulación muestra cómo se veía el sitio durante el reinado de Adriano. Se puede explorar libremente y utilizarse para apoyar la enseñanza y la investigación".

También se han incluido personajes virtuales que pueblan diversos lugares de la villa virtual, realizando actividades diarias como las que se producían durante los últimos años del reinado de Adriano (entre los años 117 y 138). Una visita a esta página web podría incluir espiar a una audiencia imperial o participar en una fiesta, un baño o una adoración.

"Un usuario puede elegir entre una variedad de avatares que representan a las clases, géneros y origenes étnicos, incluyendo cortesanos, senadores, académicos, hombres libres, soldados y esclavos", dijo Frischer . "Este sistema de avatares se basó en estudios académicos de la circulación y el flujo de personas en toda la villa. El objetivo era hacer todo basado en la evidencia, desde los trajes de los avatares a sus gestos".

Para ejemplificar la experiencia con estos avatares antes del lanzamiento público, Frischer ha subido a YouTube un vídeo de ocho minutos de la villa virtual, con el propio Frischer interpretando el papel del avatar de Adriano.

La Villa de Adriano

Situado cerca de Tivoli, a unos 20 kilómetros al este de Roma, con las colinas de Sabine como telón de fondo, la villa de 100 hectáreas -declarada Patrimonio de la Humanidad- sirvió de refugio para Adriano y su corte de 3.000 trabajadores. Incluía lo que se considera el mayor ejemplo romano de integración de arquitectura, jardines, escultura y fuentes. Esta villa también contenía palacios, templos, bibliotecas, salas de banquetes, cuartos para huéspedes y esclavos o edificios tan innovadores como el llamado Teatro Marítimo, una isla redonda rodeada por un foso donde el emperador tenía sus habitaciones privadas, baños y estudio.

"En primer lugar este proyecto ofrece un banco de pruebas para experimentos en geografía cultural romana, pero igual de importante es la oportunidad para que los proyectos de mundos virtuales como este se conviertan en los nuevos libros de texto, para un aprendizaje basado en la evidencia", dijo Frischer. "Lo que estamos experimentando es un entorno de aprendizaje inmersivo creado a través de la integración y despliegue de software a medida junto al conocimiento ofrecido por algunos de los principales expertos del mundo en historia y cultura romana".

Se espera que esta simulación esté disponible al público general "sin coste alguno entre los próximos 12 y 18 meses", apuntó el investigador norteamericano.

Fuente: La Verdad

Comentarios