Tres detenidos por intentar mantener relaciones sexuales en Pompeya

Promedio: 4.5 (2 votos)

Una de las facetas más conocidas de la antigua ciudad de Pompeya es su documentada pasión por el sexo de todo tipo, una pasión que dejó su impronta en el registro material en forma de abundantes prostíbulos, inscripciones y pinturas. Ya en los puritanos siglos XVIII y XIX, los arqueólogos se sorprendían ante la proliferación de temas sexuales en la decoración de diversos edificios. En efecto, muchas pinturas pompeyanas muestran escenas explícitas de sexo entre dos o tres individuos de los dos sexos, en posturas y actitudes variadas. Aunque aún no se ha cerrado la cuestión de la utilidad de estas pinturas (simple decoración, muestrario de prácticas que podían pagarse en el prostíbulo, medio para excitar a los clientes), estos frescos siguen atrayendo la atención de miles de turistas cada año.
La pasión de algunos aficionados por el mundo sexual de la Antigüedad es tal que en ocasiones llegan a saltarse las leyes para vivir de primera mano una experiencia erótica "a la romana". La pasada semana, un ciudadano francés y dos ciudadanas italianas fueron detenidas por los vigilantes del yacimiento tras ser encontrados en pleno acto sexual durante la noche en las llamadas Termas Suburbanas. Este complejo de edificios destinado en su momento al ocio cuenta con una de las colecciones más ricas de pinturas eróticas, y, tal y como declararon, los detenidos querían experimentar cómo era el sexo en el mundo romano viviéndolo en primera persona. Según ha trascendido a la prensa, los vigilantes llegaron en los preliminares del acto, por lo que el trío no pudo completar su sueño erótico. Este hecho no parece haberles afectado en exceso, pues tanto el hombre como las dos mujeres se han mostrado firmemente convencidos de que habrá un segundo intento de penetrar en el yacimiento para poder culminar con su erótico proyecto. La prensa italiana ha reaccionado con humor ante esta noticia. Cansados de recibir casi cada semana información acerca del deterioro de Pompeya y de los constantes robos en el yacimiento, que un grupo de personas quiera mantener relaciones sexuales en el recinto no pasa para muchos de ser una simple y divertida anécdota.

Fuente: ABC

Fresco de temática sexual en Pompeya

Comentarios