Las Cariátides se hacen una limpieza con láser

Promedio: 5 (1 voto)

Las Cariátides en el Museo Arqueológico de AtenasLas Cariátides del Erecteion, en la Acrópolis de Atenas, son uno de los símbolos más conocidos de la cultura griega antigua. Estas mujeres que sostienen el peso de la cubierta del templo sobre sus cabezas llevan contemplando el paisaje de Atenas desde su creación a a finales del siglo V a.C. Una de ellas fue sustraida por Lord Elgin y llevada a Londres junto con el resto de los mármoles del Partenón, donde permanece desde el siglo XIX, siendo uno de los principales atractivos del Museo Británico. Las otras cinco Cariátides permanecieron en su lugar hasta que el gobierno griego decidió transportarlas a un lugar más adecuado para protegerlas de la polución y las inclemencias del tiempo, motivo por el cual estas esculturas puedieron contemplarse en el Museo Arqueológico de Atenas hasta su translado definitivo al nuevo museo de la Acrópolis
Pese a quesu puesta a cubierto evitó males mayores, el paso de los siglos se podía apreciar en la piel de estas doncellas de mármol, que en lugar de presentar su color blanco original parecían amarillentas y ajadas por la acumulación de residuos. Para solucionar este problema, los responsables de conservación del Arqueológico han desarrollado durante varios años un proyecto de aplicación de rayos láser sobre la superficie de las esculturas, un proceso largo y minucioso que ha permitido recuperar en parte el color original de las Cariátides. Sin embargo, para evitar posibles daños derivados de un nuevo transporte de estas grandes piezas, se ha optado por realizar los trabajos de restauración en el mismo lugar de la exposición. Para proteger al público de los efectos nocivos del láser, la Cariátide objeto de los cuidados en cada momento se ha ocultado con unos paneles, aunque los visitantes han podido seguir el proceso de la restauración por medio de unos monitores situados a tal efecto en la galería exterior. Tal y como ha señalado el director del museo, Dimitris Pantermalis, esto dota de un valor añadido al proyecto, pues, además de conseguirse un aspecto renovado para las esculturas, se consigue que el público se familiarice con el proceso de limpieza de una pieza antigua.

Fuente: ABC News

Comentarios