Roma Oscura

¿Latín o Matemáticas?

Promedio: 5 (1 voto)
Nico | Noticia | 28/11/2013 - 19:05Comenta

LenguaEl pasado día 18 de noviembre podíamos leer en la sección de educación del periódico El País, una queja acerca del papel de las Matemáticas en la nueva ley de educación (LOMCE). Las asociaciones de matemáticos y economistas de España se levantaron contra la enmienda del Partido Popular a esta ley, que relegaba su asignatura al lugar de las optativas de oferta no obligada.

La polémica ha saltado cuando estos mismos han comparado la situación de las Matemáticas con el Latín. En la actual ley de enseñanza, la LOE, el Bachillerato se divide en tres modalidades: Artes, Ciencia y Tecnología y, Ciencias Sociales y Humanidades. Actualmente, el Latín y las Matemáticas están al mismo nivel, puesto que ambas son materias troncales de itinerario (es decir, una es obligatorio para la rama de CC.SS. y la otra para la de Humanidades). Con la LOMCE, el Latín pasaría a ser obligatorio para todos los alumnos, mientras que la asignatura de matemáticas pasaría a ser optativa; la potestad de impartirla dependería íntegramente de los institutos.

Al convertirse en una asignatura optativa de oferta no obligada, el alumno puede elegir entre otras (más "golosas" a la vista) antes que escoger las matemáticas. No es de extrañar que las asociaciones de matemáticos y economistas, y el resto del planeta, se puedan horrorizar y se pregunten cómo un alumno de la rama de CC.SS. puede acceder a carreras como Administración y Dirección de Empresas, Económicas o Estadística sin haber cursado una asignatura tan ligada a ellas.

El Partido Popular tenía una segunda enmienda preparada para solucionar este problema que, finalmente, no se ha presentado en el Senado. En cambio, el portavoz del PP en la cámara alta ha intentado ofrecer una explicación a este hecho con las siguientes palabras: "es difícil imaginar que un alumno que quiera estudiar Económicas no la elija o que un instituto no la ofrezca". Aunque en un primer momento parezca una reflexión lógica con argumentos razonables, parece poco ético redactar una ley de educación basándose en hipótesis y supuestos, dejando de lado los problemas reales que de ésta derivan.

Así pues, lo que ha molestado al colectivo matemático es que su asignatura quedara en un segundo plano e, incluso, que se diera la posibilidad de que un alumno pasara por el Bachillerato sin cursar Matemáticas, mientras que el Latín gozara de ser totalmente obligatoria. Por esta razón, Ana María López García, presidenta de la Confederación de Decanos de Ciencias Económicas y Empresariales (CONFEDE), se puso manos a la obra para buscar una solución. A través de un escrito requiere que se separen las modalidades de Ciencias Sociales y Humanidades o que, al menos, se vuelva a la situación inicial donde cada una era troncal en su itinerario.

¿Es posible solucionar esto?

MatesTodos sabemos que las comparaciones son odiosas y nuestro fin debería ser trabajar en una mejora real de la calidad educativa. ¿Acaso el Latín tiene que ser relegado? ¿No podemos encontrar una solución con la cual ambas asignaturas, y en definitiva los estudiantes, se vean beneficiados? La Sociedad de Estudios Clásicos (SEEC) en colaboración con la SELat, se ha puesto en contacto con la presidenta de la CONFEDE para acercar posiciones y llegar a un acuerdo. Algunas de las cartas de las asociaciones podéis consultarlas pinchando en los enlaces de abajo.

Como bien dice la carta de la SEEC con fecha de 19 de noviembre, todos nos preocupamos por la situación de las Matemáticas aplicadas a las CC.SS, pero no por ello tiene que salir perjudicado el Latín. A la argumentación de que un alumno de la rama de Sociales pueda acceder a una carrera como ADE o Económicas sin cursar Matemáticas, la SEEC responde que igual disparate sería que un estudiante de Humanidades accediera a carreras como Derecho, Historia o Filología “sin haber visto ni los más elementales rudimentos de Latín”.

Volver a la situación inicial, dejaría a las Matemáticas como estaban, mientras que perjudicaría el papel que la LOMCE otorga a nuestra asignatura. En un primer momento parecería que el Latín tiene más protagonismo que las Matemáticas en el Bachillerato, pero no olvidemos que los currículos educativos, desde secundaria a bachillerato, están plagados de asignaturas con un enfoque económico y social, mientras que las materias de humanidades quedan relegadas a un puesto entre las sombras. Así pues, no es tanto que las Matemáticas no tengan relevancia, sino que su presencia está diluida entre varias asignaturas. La solución de volver sobre nuestros pasos (ambas troncales) no sería del todo beneficiosa para el Latín, mientras que las Matemáticas realmente no ganarían mucho y quedarían como hasta ahora.

Aunque la SEEC no está de acuerdo en algunos puntos de las propuestas dadas por la CONFEDE, hay un consenso general para trabajar juntos por el bien de ambas materias. Así pues, hay que ser equitativo respecto a este tema, no desde la teoría, sino desde lo que sucede en las aulas. Si durante los cuatro años de secundaria (E.S.O.), un alumno puede escoger entre multitud de asignaturas ambientadas a la economía, por qué el Latín no puede estar presente en el bachillerato. ¿Latín o Matemáticas? No, ambas no tienen por qué ser excluyentes, mejor decir Latín y Matemáticas.

Carta de la SEEC al artículo de El País: www.estudiosclasicos.org

Respuesta de la SEEC al documento de la CONFEDE: www.estudiosclasicos.org

Artículo de El País: El País

Comentarios