Una tercera necrópolis en la ciudad romana de Allon

Sin votos (todavía)

Restos de la ciudad romana de Allon

Hace ocho años, un grupo de arqueólogos realizó un espectacular descubrimiento bajo el casco histórico de la ciudad de Villajoyosa, en Alicante: las ruinas de la antigua Allon, una ciudad romana que, pese a aparecer citada en las fuentes, no se había conseguido localizar con seguridad. Tras varias campañas de excavaciones, los arqueólogos han sacado a la luz una gran cantidad de estructuras habitacionales y edificios públicos, así como dos necrópolis con todo tipo de tumbas.

La campaña de 2015 ha arrojado una nueva sorpresa, nada menos que una tercera necrópolis con tumbas de incineración, una de ellas con unas características de construcción espectaculares. La primera tumba es una simple fosa en la que se depositaron los restos del difunto junto a un ajuar funerario muy modesto, consistente en dos lucernas, dos vasos de cerámica y dos monedas. El segundo enterramiento, sin embargo, es un túmulo de gran tamaño con una peculiar estructura para realizar libaciones en honor del difunto. Según los arqueólogos, este tipo de tumba tuvo que pertenecer a un miembro de la aristocracia municipal, tanto por la riqueza del conjunto como por el hecho de que se realizaran ceremonias en torno a la tumba tiempo después de su muerte. Por su estructura, esta tumba es muy semejante a la llamada Torre de Sant Josep, un monumento funerario situado cerca de Villajoyosa y declarado Bien de Interés Cultural en 1990.

Las piezas del ajuar su encuentran en estos momentos en los laboratorios del museo de Villajoyosa para ser limpiados y analizados en su totalidad. Se espera que las próximas campañas aporten más datos acerca de esta gran tumba y de su propietario.

Comentarios